Microsoft acaba de sumergir un Data Center en el mar para mantenerlo fresco

Imagen: Microsoft Research

EL viernes pasado, Microsoft hundió un data center experimental en el mar frente a la costa de Orkney, al norte de Escocia. La compañía dice que casi el 50% de la población mundial vive cerca de la costa, así que ¿por qué no deberían estar allí nuestros datos?

Este proyecto de investigación, conocido como Proyecto Natick , es de 40 pies de largo que incluye 12 bastidores con 864 servidores y 27.6 petabytes de almacenamiento.

Los centros de datos generan mucho calor y las empresas gastan mucho en refrigerarlos. Entonces, la idea clave detrás de este proyecto es investigar centros de datos más eficientes desde el punto de vista energético que ahorrarían muchos recursos y reducirían la huella de carbono de la compañía.

Los servidores recibirán energía renovable a través de un cable submarino que también transportará los datos a la costa. Sin embargo, si algo sale mal con los servidores a bordo, no se puede reparar ya que el costo de subir el cilindro sería demasiado.

Teniendo esto en cuenta, Microsoft ha diseñado la capsula de una manera que no requeriría mantenimiento por hasta cinco años. Además, los investigadores de este proyecto creen que habrá una menor tasa de fallas que en tierra.

Esta no sería la primera vez que Microsoft ha probado esta idea. En 2015, el gigante del software había hundido otro centro de datos en la costa de California durante cinco meses

Si Project Natick demuestra ser un éxito, los tiempos de implementación del centro de datos podrían acortarse de dos a 90 días, lo que ayudará a que los servidores se activen rápidamente.